Volvemos a empezar

Una y otra vez. Volvemos a empezar. ¿Hasta cuándo? Las fuerzas cada vez son menores. Las decepciones, mayores. ¿Cuándo llegará el fin de este sufrimiento? ¿Cuándo podré conseguir la deseada consistencia en mi trading?

Siempre he dicho que este no es un camino fácil, que está lleno de tropiezos (y más de dos veces con la misma piedra), pero llega un punto en el que no sabemos qué hacer.

Ya hemos quemado una cuenta (o nos hemos acercado). El mercado nos ha puesto en nuestro sitio más de una vez. Ya no somos aquel novato ingenuo con unas perspectivas irrealistas sobre el mundo del trading. Nos hemos formado, hemos estado trabajando bien. Incluso habíamos recuperado parte de esa cuenta de la que solo quedaban las brasas.

Cuando todo parecía que empezaba a coger forma, que ahora sí que íbamos por el camino correcto, vuelve a aparecer la piedra. Esa piedra. Qué pese a saber que está ahí, miramos para otro lado cada vez que nos la encontramos. Como si fuera insignificante. Como si fuéramos más fuertes y no nos pueda frenar. O bien creyendo que esa piedra es diferente a las anteriores y se va a hacer añicos cuando pasemos por encima. Pero resulta que no. Qué volvemos a caer. Y debemos volver a empezar.

Esa piedra es la misma de siempre. Con su dureza y su peligrosidad. Esa piedra que tanto daño nos ha hecho y con la que nos hemos jurado y perjurado que no volveríamos a tropezar.

Esa piedra es algo distinto para cada uno de vosotros. Para unos será la sobreoperativa, para otros el miedo a las pérdidas, la ansiedad por estar dentro del mercado, la frustración, etc. Creo que cada uno sabe cuál es su piedra. Y apostaría a que nadie tiene una piedra que sea la estrategia.

 Como superar esa piedra

Este es uno de los aspectos más difíciles a los que como trader me he debido enfrentar. Y debo reconocer que en ocasiones aún tengo un pequeño tropezón. Ya no me caigo al suelo. Ya no me hago daño. Pero hay veces que me sigo tropezando.

Para superar esa piedra primero tienes que saber cómo está formada. Cual es la causa de que una y otra vez te pase lo mismo. Si es un error de interpretación del mercado tiene fácil solución. Si es un error de gestión del riesgo, tiene fácil solución. Si es un error de psicotrading, es algo más complejo.

Nuestro trading es un reflejo de cómo somos nosotros como personas y por tanto no es fácil modificar conductas que hemos aprendido durante el paso de los años. Incluso algunas de ellas de forma innata.

Debemos conocer que patrones se repiten en nuestro interior ante determinado tipo de situación en nuestro trading. Ese es el primer paso. Conocer la causa del problema. Sin eso, iremos dando palos de ciego.

Es un ejercicio complejo, pero es muy importante saber qué está sucediendo para poder encontrar una solución. ¿Es avaricia? ¿Es miedo? ¿Es ansiedad? ¿Es impaciencia? ¿Es disciplina? Estos son quizá los 5 factores clave que todo trader debiera controlar. Debemos identificar cuál es el que más afecta a nuestro trading para poder darle una solución.

Una vez identificado, debemos crear un plan de acción para él. Hay múltiples técnicas psicológicas, desde conductuales hasta cognitivas sobre las que podemos trabajar. La solución no hay que enfocarla desde el punto de vista del trading. Hay que trabajarla desde el punto de vista psicológico. Un gráfico no te ayudará a solucionar el problema.

Solo un trabajo contigo mismo puede dar con la solución. Si no eres capaz, busca ayuda. Comparte tu problema con otros traders que ya hayan pasado por esto. Escucharles y saber qué les ha funcionado te puede ayudar a ti también.

Hemos hablado en alguna ocasión sobre lo solitario que es el mundo del trading. Compartir experiencias también es algo muy positivo para el aprendizaje.

Hay un proverbio africano que dice “Si quieres ir rápido, camina solo. Si quieres llegar lejos ve acompañado”.

Como conclusión, puedo pensar que incluso sea bueno que exista esa piedra y que nos vaya dando pequeños sustos de vez en cuando. Eso provocará que no nos olvidemos de quién somos y de donde venimos. Del largo camino que hemos hecho para llegar a este punto y qué debemos dejar a un lado la soberbia o el exceso de confianza.

Esa piedra ya forma parte de nosotros. Es una aliada, una amiga. Cuando la vuelvas a ver ya sabrás lo que puede pasar. Volvemos a empezar.

Abrir el chat
¡Hola, soy Fernando Arias! Si tienes alguna duda sobre el curso de trading, mentoría o grupo de traders, escríbeme y podemos tener una charla para ver como puedo ayudarte!